curioson | refranes populares | mejores fotos | pueblos de españa
Edén en Armenteira | Curiosón

Edén en Armenteira

Gran Guía de Templos Románicos 

Monasterio de Santa María | Armenteira


Situado en el concello de Meis (Pontevedra), el monasterio de Santa María es una de las abadías más importantes de Galicia donde se mezclan, armoniosamente, estilos románico, cisterciense y mozárabe. 



En un intento de reconciliación, aquel mes de 2015 intenté mostrarle mi afecto. Siempre presumió de que los habitantes de los pueblos vecinos llamaran a los maginenses de su origen "armentas" o almentas , y habiendo yo conocido la existencia de un monasterio gallego en el corazón de las Rías Baixas, muy cercano al Océano Atlántico que se abriga en el monte Castrove con el nombre de Armenteira  y deriva del verbo armentar o pastorear reses como demuestra el hecho de que aún hoy día celebre la fiesta ancestral de la "rapa das bestas" en el mes de agosto, me quise pegar un detalle que rebajara la tensión en esta relación adoptiva. Bueno, por eso y porque le proporcionaría un subidón de autoestima cuando se sentara en la misma silla y mesa que un día antes había ocupado aquel Presidente del Gobierno, gallego él, sirviéndole yo como escolta.


Y picó el cebo. Desentendiéndose de su pasión románica, aquí tenéis a ese personajillo y úlcera de mi vida terrenal a las nueve de la mañana desayunándose media tostada de atún con morrón y un tazón de ribeiro. ¿ Me comprendéis ahora cuando me refiero a mi mascota como algo mü rarillo?.

Situado en el concello de Meis (Pontevedra), el monasterio de Santa María es una de las abadías más importantes de Galicia donde se mezclan, armoniosamente, estilos románico, cisterciense y mozárabe.

Fundado por San Ero ante el comunicado de la Virgen de que Dios se negaba a darle heredero, lo mandó construir en 1150 para el retiro de su esposa y sus damas mientras él se retiraba a una ermita, hasta que envió emisarios al abad de Claraval para que lo hicieran suyo bajo la advocación cisterciense de Santa María, general en todos los monasterios de aquella Orden y que iniciaron su construcción en 1168 para finalizarlo en 1212.

El templo es magnífico. El rosetón de la portada se abre en flor con un esplendor y magnificencia únicos, rodeada de ajedrezados y estrellas y separados por un 
"quitalluvias" corrido entre los contrafuertes,


bajo la cual se abre la puerta de entrada con seis arquivoltas circulares y prismáticas alternas que se rematan con capiteles de gran sobriedad cisterciense. Esta fachada se completa con la entrada sobre la nave norte sobre la que se abrió un vano rasgado.


La cúpula se apoya en trompas con nervios que se cruzan en diagonal dos y los cuatro restantes en forma de cruz.


En el interior, el sepulcro de don Álvaro de Mendoza y Sotomayor con su estatua yacente, escudo de armas y armado de manto y espada y un macizo baldaquino estilo Bernini del siglo XVIII que cobija a la "Virxe das Cabezas", galonada con exvotos de los fieles curados de migrañas y cefaléas, y que es contemporánea de otra imagen muy venerada: El Cristo de la Paciencia.


¡Eso, eso mismo es lo que yo tengo: paciencia, mucha paciencia!, pues tras recorrer el claustro adosado en 1575 y 1778 al costado meridional, de forma cuadrada y dos plantas con pandas renacentistas de 1677,


cuando le pregunté sobre sus impresiones, va y me contesta que de todo, lo que más le ha gustado ha sido lo de la leyenda de su fundador San Ero, que se quedó dormido oyendo el canto de un pajarillo y se pasó trescientos años sin darse cuenta, porque en este lugar tan maravilloso la eternidad no es una sucesión de tiempo indefinida, sino la salida misma del tiempo, la atemporalidad.


¡Que me lo digan a mi, que estoy en el Edén!.


7 comentarios:

  1. Hoy se suma a la Gran Guía de Templos Románicos, el Monasterio de Santa María, en el Concello de Meis (Pontevedra), adonde viaja el equipo de Salud y Románico en 2015.
    Mongui, forzado a viajar con ellos, rescata en sus memorias lo que escucha, lo que percibe, impresionado también por lo que ve, aunque dudando siempre de las conclusiones a las que llegan aquellos bípedos, porque los canteros también escribieron en las piedras y los humanos no siempre saben trasladarnos el mensaje. Esta manera de contarlo ha despertado el interés de un abultado número de lectores, muchos desde España, pero un buen número de lectores desde los rincones más apartados del mundo.
    Y lo que todos ignoran es que estamos al comienzo de esta Guía y que vienen capítulos de una belleza y un esplendor inigualables. Otra vez, mi enhorabuena, querido Mongui y buenos días.

    ResponderEliminar
  2. Cada templo que nos muestras es una nueva aventura,Mongui,y ¡ no veas los prolegómenos de la de hoy en Armenteira!El desayuno de tu compañero de correrías románicas es contundente y bien mojado,pero la compañía es inmejorable...
    Un lugar en un enclave precioso y una historia,la de su fundación,a medio camino entre la leyenda y la historia.Trescientos años de sueño debe ser eso,un sueño,y al arrullo del canto de un paxarín.
    Gracias,Mongui ,y besos muchos al armenta,que también es " culpable" de esta serie de románico viajero ¡Vaya par!👏👏👏♥️

    ResponderEliminar
  3. ¡ Guauuu, Froilán!. Los datos de seguidores que ofreces son abrumadores. Ya ves, no hay cosa mejor que estar muerto para ganar la inmortalidad. Si te llego a conocer en vida, te hubiese pedido que fueses el escritor y editor de mis memorias. Oye Froi, alguna lectora hasta me ha llamado "versátil", ¿ eso es bueno o malo?, porque si es lo que me malicio, te aseguro que esta interminable Guía no pienso escribirla en verso. Mientras tanto y hasta el martes que viene iremos yendo con "Prudencia". Lametones grandísimos.

    ResponderEliminar
  4. Ya ves, Marga, ¡ un andalusí maginense exagerísimo!. En vez de una copita, un tazón de vino; en lugar de "salir de rositas", me lleva de rosetones y hasta no conforme con la siesta diaria prefiere trescientos años de sueño. Eso sí, menos mal que el arrullo se lo pide cantar a un pajarillo, que si me lo llega a pedir a mi no paro de ladrarle. Muchos lametoncitos para ti, pero lo de los besos a éste mejor se los das tu, que a mi me han dicho que por la Tierra no están ahora las cosas para acercarse a menos de metro y medio y aquí en el edén en lugar de mascarillas nos han quitado a todos la corona.

    ResponderEliminar
  5. Rosi Cuevas10 marzo, 2020

    ¡Buen día querido Mongui! , esperando como agua de mayo tu relato de cada martes. ¡Qué hermoso templo has conocido! Y como tierra de buen yantar y libar no es extraño que tu querido "padre" adoptivo aproveche la ocasión y disfrute a tope,que no solo de románico vive el hombre. Y eso de "echar el sueñecito" 300 años con el arrullo del pajarillo aunque casi una eternidad es maravilloso. No veas las "siestecillas" que me echo yo en el jardín de Labastida en verano escuchando el arrullo de una "pajarera" cercana. ¡Hasta el próximo martes , salao!

    ResponderEliminar
  6. Buen día, querida Rosi. Luego dice que le gusta el románico gallego. Lo que no sabía yo cuando lo llevé es que confunde románico con ribeiro. Siempre fue mi mascota un "soñador", quizá por eso desea trecientos años más soñando. Lametoncitos muchos.

    ResponderEliminar
  7. Un lugar en el que aprendí mucho. Gracias por recordarlo Mongui

    ResponderEliminar

Puedes comentar libremente. Agradezco tu participación. Sé prudente y respetuoso al exponer tus juicios. Escribe en minúsculas. Si no aparece tu comentario al momento, no te preocupes, es que ha pasado a moderación, pero enseguida lo apruebo.

Curiosón | refranes populares | las mejores fotos | pueblos de España Designed by Templateism.com Copyright © 2014

@Froilán de Lózar, desde 1983.. Imágenes del tema: Bim. Con la tecnología de Blogger.
Published By Gooyaabi Templates

gran-guia-templos-romanicos, lexico-montana-palentina y pueblos-mas-bonitos-espana

autores de nuestra historia | grandes autores | mil lugares del mundo

lugares de la montña palentina | Qué hacer en la montaña palentina

puentes colgantes | puentes del norte | rutas y trekking por españa